Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés.
Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra Política de cookies. Mas información.
Política de cookies +

Menu Screen Reader

Acceso Usuario registrado

Donantes

Elige tu forma de colaborar

A veces sentimos que lo que hacemos es tan solo una gota en el mar, pero el mar sería menos si le faltara una gota

Voluntarios/as

¿Quieres transformar el mundo?

Busca tu espacio donde poder colaborar o sugiérenos lo que te gustaría hacer

Empresas

Socialmente responsables

Proponednos cómo querríais ayudar, hay muchas formas

ORIENTACIÓN AL USUARIO

Imprimir
Celebrado III Foro de Mujeres en el espacio público
Contamos con la presencia de Pedro Luis Uriarte y José Ignacio Güenechea
El pasado viernes 29 de enero de 2010 se celebró en los salones de la Sociedad Bilbaína la tercera edición del Foro "Mujeres en el Espacio Público". Un encuentro que la fundación FISC Cooperación y Desarrollo organiza anualmente con el fin de constituir un espacio de debate y diálogo dedicado a las mujeres como importante agentes culturales en una sociedad de cambio.

La jornada, que contó con la presencia de un nutrido grupo de profesionales de muy diversas materias, comenzó a las 13.00 h con la presentación de Dña. María Victoria Lázaro, secretaria del Patronato de FISC Cooperación y Desarrollo, que se encargó de animar a las asistentes a contribuir a cambiar la sociedad que nos ha tocado vivir desde su ámbito concreto de actuación. Doña María Victoria además recordó que éste es un espacio de formación para todas las participantes que debido, en muchas ocasiones a la falta de tiempo, no pueden profundizar en materias de rabiosa actualidad como son el arte, la religión, el origen de la actual crisis económica o la Biotecnología entre otras.

Acto seguido tomó la palabra el primer ponente de la sesión D. Pedro Luis Uriarte, presidente de Economía, Empresa y Estrategia y un auténtico conocedor del País Vasco. Uriarte, licenciado en Económicas y Derecho por la Universidad Comercial de Deusto, consejero de un buen grupo de empresas y profundo agente de cambio en cada uno de los numerosos puestos de responsabilidad que ha ocupado en su dilatada trayectoria profesional ofreció una magnífica ponencia bajo el título "Euskadi ante su futuro".

Durante cerca de hora y media la ponencia versó sobre el origen de la crisis económica en España y más concretamente en el País Vasco y la necesidad de buscar una salida que él concretó en INNOVACIÓN. La innovación - recordó - exige una transformación y la transformación en este caso de un país pasa por transformar las empresas, la economía, la universidad...¿Cuál es el sentido último de esta innovación? - Se preguntaba el ponente. El resultado último ha de ser siempre el de generar valor, el de construir un futuro mejor. Se puede transformar Euskadi, insistía Uriarte, si hay innovación y todo ello a pesar de la crisis económica que vive dicha comunidad autónoma como ya ocurrió anteriormente en los años 80 cuando el País Vasco atravesó una dura crisis económica, política y social y supo salir reforzada de la misma.

Euskadi debe saber sacar provecho de sus altas cualidades (nivel de renta mayor de toda España, gran inversión en I+D, premios europeos de calidad, sede de grandes empresas) y no dejarse desplazar por otros países perdiendo peso en el mercado mundial.

Una idea repetida a lo largo de la ponencia en varias ocasiones y que marcó a las participantes es que "las mismas personas con las mismas ideas y al mismo ritmo obtienen siempre los mismos resultados". Es decir, Uriarte abogó por un cambio de ritmo y de ideas para trabajar cada uno con una mayor visión de futuro en sus respectivas profesiones. Innovar está al alcance de todos, sólo es necesario a su juicio trabajar duro y querer hacerlo. Se necesitan - apostilló - grandes líderes con valores que protagonicen esta "innovación" de proyecto de país que es la salida de la crisis en el País Vasco.

Acto seguido las participantes en la jornada disfrutaron de un  almuerzo en los salones de la Sociedad Bilbaína en el que continuó el debate sobre el papel fundamental de la mujer en el futuro del País Vasco.

A las 16.00 horas se retomó el seminario con la ponencia de D. José  Ignacio Güenechea, farmacéutico y actual vicepresidente de COFARES bajo el título "Biotecnología y Bioética: los límites del
conocimiento". En esta ocasión Güenechea consiguió trasladar a las asistentes al apasionante mundo de la Biotecnología que recordó es "la aplicación y utilización de organismos, componentes o sistemas biológicos para la obtención de bienes y servicios".

Después de hacer un extenso recorrido de los hitos de la biotecnología desde finales del siglo XIX hasta la actualidad D. José Ignacio dejó claro que el cambio radical se produce en el momento en el que el hombre descubre que es capaz, no sólo de conocer su ADN, sino de transformarlo y manipularlo a su antojo.

El descubrimiento de la manipulación de los genes es el punto de inflexión para el nacimiento de la "terapia génica" con la que se pretende curar enfermedades hereditarias. Los resultados de esta terapia, que se puede llevar a cabo a través de las células adultas o embrionarias y que condiciona de esta forma la moralidad de los actos, según Güenechea, no han sido tan espectaculares como esperaba la comunidad de científicos. Sin embargo, éste es un sector económico muy importante y estratégico para el país y eso conlleva sus riesgos y consecuencias.

En el País Vasco, por ejemplo, existen cerca de 70 empresas de biotecnología que crean un empleo de alta calidad y muy cualificado por lo que resulta de un gran potencial.

D. José Ignacio enumeró de forma muy clara los problemas éticos que se han creado a raíz de los últimos descubrimientos de la biotecnología y el diagnóstico genético: la reproducción asistida del ser humano, la modificación del genoma humano para mejorar la naturaleza humana, los sondeos genéticos, la clonación, las cuestiones derivadas del mercantilismo...Todo ello recuerda Güenechea nace en un marco de "pluralismo ético" en el que conviven tendencia desde el iusnaturalismo, el personalismo o el utilitarismos entre otros...

Una preocupación que el ponente mostró a las asistentes es que se empieza a enfrentar la vida a la calidad de vida y es que quién determina qué es calidad de vida, cómo pueden los científicos tomar decisiones en base a eso....

El predominio del utilitarismo, que se manifiesta como decíamos en enfrentar la vida a la calidad de vida, nos ha llevado a una sociedad que tiene un excesivo optimismo por el progreso y se aprecia una hipervaloración de la figura del científico. Además se ha caído - según Güenechea - en un reduccionismos genético, todo gira entorno a los genes, incluso numerosas decisiones económicas.

El vicepresidente de Cofares recordó además los riesgos que conlleva esta forma de pensar que impera en la sociedad como son la tentación eugenésica, la discriminación genética, la desespeciación, la individuación (¿somos únicos cada uno de nosotros?), a la instrumentalización humana...

Como conclusión D. José Ignacio Güenechea, apeló de forma constructiva a la necesidad de recobrar el "principio de prudencia", recuperar la persona humana como centralidad ética y a una reconstrucción ética de los profesionales, que las decisiones tanto científicas como económicas se tomen tras una reflexión ética.